Pastel de ricotta y limón

El pastel de ricotta y limón es un postre de Navidad perfecto porque es suave, sabroso y ligero! El bizcocho está recubierto con un glaseado de limón que le hace parecer a los pasteles americanos, que se puede colorar en verde, rojo o de cualquier otro color si te apetece.

 

El pastel de ricotta y limón es tan rico y fácil de preparar que se está convirtiendo en un clásico de mi cocina. La ricotta es un queso italiano muy utilizado en la cocina italiana. Tiene un ligero sabor acidulado, y se utiliza tan en las recetas de  pasteles que en las salsas para la pasta o las pizzas.

Trucos:

– Utiliza un molde desmontable y tapiza el fondo con una hoja de papel de cocina para desmoldar el pastel más fácilmente.

Para que el papel tenga la forma del molde, ponlo sobre la hoja y dibuja el contorno con un lápiz. Luego corta el papel con tijeras y colócalo al fundo del molde.

– Usa una batidora de repostería o amasadora para mezclar los ingredientes.

– El tiempo de cocción varía mucho según el tipo de molde y el horno, así que es mejor verificar la cocción con un cuchillo de vez en cuando. El pastel está listo cuando el cuchillo sale limpio de la masa.

– Para el buttercream, es importante batir la mantequilla durante 10 minutos como mínimo para que el gusto de mantequilla desaparezca.

– Decora el pastel con el glaseo una vez que está frió para que no se funda.

¡Buen provecho!

 

 

 

Enregistrer

Enregistrer

Enregistrer

Enregistrer

Enregistrer

Enregistrer

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.